Plataforma de Seminaristas.

Es asumir una nueva vida, una nueva identidad como Servidor de Cristo Formación es más que leer, memorizar y escribir. Formación es ponerse al servicio de Dios, con una vida nueva. “Por lo tanto, tengan listo su espíritu. Estén alerta, esperando confiadamente la gracia que van a recibir cuando se presente glorioso Cristo Jesús. Como hijos obedientes, no vivan más como en el tiempo anterior, cuando todavía ignoraba y se guiaban por sus pasiones. El que a ustedes los llamó es Santo, y también ustedes han de ser santos en toda su conducta, según dice la Escritura. Ustedes serán santos porque Yo lo soy (Lev. 19,2).” I Pedro, 1, 13- 16. Oremos por nuestros nuevos seminaristas.

Queridos hermanos y hermanas, ser seminarista es haber sido elegido por Dios desde el seno materno. Es dejarse llevar por Dios toda la vida hasta el momento de la decisión por el sacerdocio. Ser seminarista es la antesala para ser otro Cristo.

¿Te interesaría unirte?